24/1/16

ENTENDIENDO EL PLAN PERFECTO

ESTUDIO Y REFLEXION.
"Entendiendo el Plan Perfecto"
 Algunas personas no entienden cuando les acontecen males a ellos o a otras personas. En algunas ocasiones tenemos que sufrir, y sufrimos como consecuencia de nuestras acciones.
Pero otras veces no es asi. En otras ocasiones sufrimos injustamente, y sin embargo YHWH lo permite así, lo cual no lo convierte a El en un ser injusto.
Este aspecto parece ser el que muchas personas no entienden, y asumen que porque YHWH permita algo injusto, eso necesaariamente y automáticamente lo convierte en algo justo. O sea, piensan que YHWH le ha dado "el visto bueno," o le ha puesto "su sello de aprobación" y de "justicia" a un acto fundamentalmente injusto. Esta doctrina no es cónsona con la Verdad revelada de principio a fin en las Kitbé HaKodesh/Sagradas Escrituras.
Por cierto, una de las enseñanzas mas fundamentales de Yahshua es "no pagues el bien con mal." Y al revés, "paga el mal con bien."
Para ejemplificar que al final Su juicio y Su justicia prevalecerán, dijo: "De todo lo que el ser humano siembre, de eso mismo segará." En otras palabras, que "cada quien será juzgado según sus obras" y recompensando según corresponda.
Sin embargo, aparte del mal o bien que una persona haga, y del justo castigo o recompensa que reciba; también hay males, padecimientos y aflicciones injustos.
Y paralelamente también hay un "bien" y una "bendición" que son injustos, y que provienen de ha satán. ¡El diablo también bendice a los suyos!

Amigos, cuando estamos experimentando "el bien" de parte de YHWH en nuestras vidas, cuando estamos siendo bendecidos por El en todo, no hay que hacer que ese bien "obre para bien." ¡Ese "bien" ya está obrando en nosotros "para bien"!
Recordemos el caso del fiel siervo Yob al principio del relato, antes de que le empezara a acontecer todo el mal que luego le sucedió. A este hombre todo ese bien en que vivía, y que era producto de la bendición de Yahweh, le "obraba para bien."

Así mismo nos sucede a algunos de nosotros...y ninguno de nosotros nos desconcertamos tratando de explicarnos "por qué" y "de donde" nos viene todo ese "bien" cuando no estamos desobedeciendo, ¡porque sabemos que viene de Yahweh quien nos ama y recompensa!
Hasta que viene "el falso acusador" (y de hecho hay muchos que actuan asi de acusadores y que son hijos de ha satán y nos aflije injustamente como sucedió con Yob...
Ahora Satán quiere que ese mal que él nos está causando nos "obre para mal" y nos destruya, ¡pero YHWH quiere que ese mismo mal "nos obre para bien"! El problema surge cuando estamos sufriendo "el mal", venga éste en justicia y ordenado por Yahweh como merecido castigo por algo que hayamos hecho mal, o venga como injusticia de parte de ha satán como una aflicción desconcertante por alguna razón ajena e inexplicable a nosotros e irreconciliable con algún pecado personal y la gente no lo entiende, o porque lo entiende al revés por ignorancia...o por conveniencia (para no tener que hacer nada en nuestra ayuda).
Entonces las personas ingenuas, tontas o malvadas empiezan a pensar y a obrar igual unas a otras....y a hacer patente su auto-rectitud y a acusar falsamente a la persona de que su mal ha sido por castigo justo..."trayendo mal sobre mal" en lugar de consuelo al afligido, y hasta tentándolo y tratando de hacerlo tropezar ¡como le hicieron a Yob en medio de su aflicción su esposa y sus amigos! Todo eso puede pasar cuando el mal nos acontece de repente. La gente no siempre juzga bien las situaciones. Ese es otro pecado muy común, dentro y fuera de la kehilaj. O también cuando ese "mal" viene siendo expermimentado desde el nacimiento hay quienes se atreve a atribuírlo a pecados y castigos... Ahí también hay un problema, amados mios. ¿Cómo se puede afirmar a ciencia cierta que una persona que haya nacido coja o ciega, por ejemplo; merezca ese "mal" con el que está siendo afligida, como castigo?
"Todo obra para el bien de aquellos que son llamados conforme a Su propósito," o PLAN. Si todo lo malo que sucediera fuera justo y merecido, YHWH no haría que "todo" (refiriéndose a lo malo) al final obara para BIEN.
Amados, hay enfermedades y males injustamente provocados por ha satán. Recordemos otra vez el famoso caso del fiel sievo Yob y todo lo que injustamente sufrió. El era justo, tenía todo y estaba sano, pero vino ha satán y le quitó todo y lo enfermó.
Pero luego Yahweh lo sanó. Yob en ningún momento maldijo a Yahweh ni le atribuyó a El ser la causa de su aflicción. Yob se mantuvo firme.
Amados, no siempre las enfermedades son la causa de algún pecado personal. Yisaac se quedó ciego, ¡y no fue porque había pecado! Un día, Yahshua y los talmidim se encontraron a un ciego. "Y Sus talmidim le preguntaron, 'Rabí, ¿quién pecó, éste, o sus padres; para que naciera ciego...?' Yahshua les respondió, 'Ni este pecó, ni sus padres, sino que está ciego para que las obras de Yahweh se manifiesten en él," refiriéndose a la sanación (Yonahan/Juan 9:2-3). Añadió: "Nosotros debemos de hacer las obras del que me envió, mientras es de día" (pasuk. 3), refiriéndose a sanar a los enfermos, para dar la gloria y el debido crédito (la honra) a Yahweh. En otra ocasión, comentó: "Esta enfermedad no es para muerte, sino para la gloria de YHWH, para que el hijo de YHWH sea glorificado por medio de ella." (Silas/Lucas 13:2-3)

A modo de contrarrestar la injusticia de ha satán, YHWH decretó que los hijos no pagarían por los pecados de los padres. (Por eso Yahshua y los apóstoles se compadecían y sanaban a los enfermos y minusválidos):
"¿Qué queréis decir al usar este proverbio concerniente a la tierra de Israel, que dice: "Los padres comen las uvas agrias, pero a los dientes de los hijos les da la dentera?" Vivo Yo, declara YHWH Elohe, ¡que no volveréis a usar más este proverbio en Israel!" Yejezqel/Ezekiel 18:2-3.
Las Escrituras constantemente se refieren a las injusticas, y nos hablan siempre en contra de las injusticias, y nunca a favor. YHWH es justo, y podemos leer sobre esto en Romaniyim/Romanos 2.
La Palabra nos ordena a lidiar con las personas injustas que puedan haber dentro del Pueblo para erradicar la injusticia, ¡porque el mal que viene a causa de las injusticias es siempre INJUSTO! y YHWH es todo lo contrario: EL ES JUSTO. Tehilim/Salmos 11:7 nos afirma:
"Yahweh es JUSTO, El ama la justicia, y los rectos contemplarán Su rostro." Tehilim/Salmos 33:5 dice que "El ama la justicia y el juicio recto."
AMADOS MIOS:
Las aflicciones del justo "por definición" no le acontecen a consecuencia de pecados cometidos. Cuando ésta es la situación, tales sufrimientos han sido generados por ha satán o por algún ser humano desobediente que se ha dejado influenciar por actitudes y comportamientos demoníacos. No por YHWH. ¡Eso no ha salido del corazón de YHWH!
Vayamos al libro de Yob a confirmar si hubo, o nó hubo, razón válida para su terrible aflicción:
"Y YHWH dijo a ha satán: '¿Te has fijado en Mi siervo Yob? Porque NO HAY OTRO como él sobre la tierra, hombre intachable, recto, temoroso de YHWH y apartado del mal. Y él todavía conserva su integridad, ¡aunque TU ME INCITASTE CONTRA EL PARA QUE LO ARRUINARA SIN CAUSA'!" (Yob 2:3-6)
Ahí lo tienen muy claro, amados míos. ¡El mal que le ocurrió a Yob fue sin motivo válido! ¡Fue injusto!
¡Pero ni el falso acusador, ni el culpable de ese mal, fue YHWH! ¡Fue ha satán el diablo!
En las Kitbé HaKodesh/Santas Escrituras encontramos ejemplos sobre esto en la vida de muchos de los siervos escogidos de YHWH. Uno de ellos sin duda alguna fue el rey Dawid. Su vida está llena de muchos de estos ejemplos.
Tambien está Yosef/José el hijo de Yacob/Israel y hay muchos otros mas. Ahora veamos algunos sufrimientos o aflicciones justas, es decir, que han venido como consecuencia directa de nuestras propias acciones personales en violación a la Ley.

Hablando del rey Dawid, no todo lo que este sufrió fue producto de la injusticia de los impíos. Por muchos años Dawid sufrió injusticias, pero YHWH y sus siervos lo ayudaron. Pero sabemos que luego él se fijó en una mujer casada. ¡Ahora Dawid estaba a punto de él ser quien cometiera injusticias! (Y de hacerlo, tendría que pagar por ello).
Dawid codició a la mujer de su prójimo, y al hacerlo quebrantó el décimo mandamiento. Su nombre era Betsabé, y estaba casada con un hombre justo llamado Urías. El rey sabia que ella era casada cuando la mandó a llamar a su palacio. Dawid lo premeditó. Sabiendo esto, sostuvo relaciones sexuales con ella y el fruto de esta relación pecaminosa fue un hijo varón. Cuando él se enteró de que ella tendría un hijo de él, Dawid envió a sus siervos a buscar a Urias el esposo de Betsabé a las filas del ejército, y trató de convencerlo para que se quedara a dormir con su esposa a manera de que cuando supieran que ella iba a dar a luz un hijo todos aún Urías pensaran que el era el padre. Pero Urías no quiso allegarse a su mujer. Cuando Dawid vió que no lo pudo convencer, se desesperó a causa del escándalo público que se podría formar al Urías enterarse de la verdad, y decidió que mandarlo a matar era la solución.
YHWH le habló a Dawid a través del nabii/profeta, y le dijo las consecuencias que tendría su mal proceder, y unas de ellas sería que ese hijo primogénito moriría y que la espada no se apartaría de su casa.
Si leemos la sobre la vida de Dawid después de este mal obrar, veremos que estuvo plagada de sufrimientos y angustias. Aún su propio hijo lo presiguió y trató de matar.
Pero todos estos sufrimientos fueron consecuencias de su mal obrar o de su pecado. En este caso, las aflicciones de Dawid si eran algo justo que el propio YHWH autorizó y provocó. Dawid era un hijo amado de YHWH, y no olvidemos que la Escritura dice que "Yahweh azota al que recibe por hijo." Ivrim/Hebreos 12:6.
Pero, por otro lado, si leemos su vida antes de ser rey y antes de que cometiera este terrible pecado múltiple, vemos grandes sufrimientos en su vida que no eran consecuencias de pecados suyos, y que sí eran sufrimientos injustos que Abba kadosh YHWH permitió, que no eran consecuencia alguna de su obrar. Pero aun asi YHWH las permitió.
Por ejemplo el rey Shaul acusaba falsamente a Dawid y a menudo lo perseguía para matarlo, ¡por pura envidia y maldad!
El afligido y desesperado Dawid en una ocasión tuvo que huir a las montañas por estar siendo perseguido y calumniado y odiado por nada malo que él hubiera hecho; pues la misma Escritura dice que Dawid le servía a YHWH y que era inocente de todo lo que se le acuasaba.
En una ocasión, los amalequitas aprovecharon que él y sus hombres no estaban, y fueron y quemaron la ciudad y se llevaron a las mujeres judías como cautivas.
Dice en 1 Samuel 30:4 que Dawid y sus hombres se pusieron a llorar de la angustia y la tristeza hasta quedarse sin fuerzas. ¿Es esto un sufrimiento que Dawid se merecia por haber cometido algún pecado?
Si YHWH todo lo sabe, entonces sabía que esto sucedería, y pudo haber evitado que los amalequitas atacaran la ciudad y que le causaran este mal injusto a Dawid. Pero YHWH de partida no lo evitó, siendo que era algo injusto. ¿O quien de nosotros se cree tan justo como para atreverse a decir que el varón escogido para ser el próximo rey de Israel y ya ungido por el profeta con aceite, se merecía sufrir todo esto por algo que había hecho..?
Sin embargo, todas las persecuciones injustas de parte de Shaul, y todos sus sufrimientos inmerecidos fueron permitidos por YHWH.
En el mundo de Dawid, al igual que en el de ahora, se cometían muchas injusticias.
¿Por qué a las personas se les hace tan difícil entender estas cosas? Muchos alegan que abslutamente todo lo malo que nos acontece es por pecados que hemos cometido y que por eso nos merecemos sufrir toda aflicción que nos venga sin que nadie intervenga o nos ayude.
Pero, ¿quien se atreve a decir que Yosef el hijo de Yacob se merecía ser odiado por sus demás hermanos y vendido como esclavo a unos egipcios, ser falsamente acusado en Egipto de querer violar a la esposa de Potifar, y ser juzgado y echado en la cárcel por eso? Nada de eso fue verdad. Yoséf no había hecho nada de eso. Había sido echado en prisión por un crímen que no cometió. Si él lo hubiera cometido, entonces su sentencia y castigo hubieran sido justas. ¡Pero Yosé no pecó en nada y comoquiera fue castigado!
Lo que quiere decir que su castigo fue INJUSTO...a pesar de que YHWH lo permitió.
Hay muchos ejemplos mas en su palabra de siervos fieles que los persigen y los acusan falsamente, aun por sus propios amigos y hermanos en la fe. Otro claro ejemplo de esto es Yehudah/Judas el Iscariote.
Este apóstol terminó acusando y siendo cómplice de la muerte de su maestro y hermano mayor Yahshua. Sabemos que YHWH permitió todo esto. Lo permitió, siendo que era injusto, igual que en el casod e Yob.
¿Pero quiere esto decir, que toda esa aflicción injusta que Yahshua sufrió no fue injusta, sino consecuencia de pecados que El tuvo que haber cometido?
Por supuesto que nó.
Tenemos que tener mucho cuidado cuando afirmamos estas cosas, y a quien injustamente llamamos pecador y merecedor de todo lo que sufre, pues con la vara que medimos a otros seremos medidos nosotros mismos. Y si hacemos esto, que en efecto es acusando falsamente a otros, quebrantamos los mandamientos de YHWH, El se enojará con nosotros, y tendremos que sufrir la aflicción en carne propia, pero esta vez de manera justa y merecida, para aprender a ver las cosas como nuestro Abba kadosh las ve. Luego que los amigos de Yob trataron de llamar "justas" las aflicciones de Yob, de paso sim querer llamando "injusto" también a YHWH, YHWH se enojó grandemente con ellos:
"Su ira se encendió también contra sus tres amigos porque aunque no habían hallado respuesta, sin embargo habían condenado a Yob," 32:3
Los amigos de Yob lo juzgaron. Por cierto trataron de inducirlo a pecar, y como no pudieron conseguir que se culpara a sí mismo ni que culpara a YHWH, lo abandonaron en su miseria. Básicamente le dijeron que "todo lo que uno sufre es el resultado de algo malo que uno ha hecho." "Y sucedió que después que YHWH habló estas palabras a Yob, YHWH dijo a Elifaz temanita: 'Se ha encendido Mi ira contra ti y contra tus dos amigos, ¡porque no habéis hablado de Mí lo que es recto, como hizo Mi siervo Yob!," 42:7.
En una ocasión había allí algunos que le contaron a Yahshua acerca de los galileos cuya sangre Pilato había mezclado con la de sus sacrificios. "Respondiendo Yahshua, les dijo: '¿Pensáis que estos galileos eran más pecadores que todos los demás galileos, porque sufrieron esto?' ," Silas/Lucas13:2

"Si no os arrepentís, todos pereceréis igualmente. ¿O pensáis que aquellos dieciocho, sobre los que cayó la torre en Siloé y los mató, eran más pecadores que todos los hombres que habitan en Yahrusalaim/Jerusalém? , Silas/Lucas 13:3-4.
Amados, no necesariamente los que sufren o los que mas sufren son mas pecadores que el resto. No debemos de juzgar ni menospreciar a los afligidos por la justicia, ¡y todavía menos por la injusticia! porque YHWH se puede enojar, retirarles el mal, y volverlo hacia nosotros...
Somos carne y huesos y tenemos una mente carnal cuando venimos al mundo, pero cuando YHWH, Su Hijo Yahshua y Su Ruaj comienzan a trabajar con y en nosotros, tenemos que aprender a pensar y a sentir y actuar con una mente espiritual compasiva y misericordiosa como es la mente kodesh y perfecta de YHWH.
Y si no lo hacemos, seguiremos estancados y no pasaremos a otros niveles espirituales superiores, y así nos quedaremos estancados hasta que pasemos y superemos esa etapa.
Shalom.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Todah rabah por su comentario.